jueves, 14 de agosto de 2008

La conservación de los recursos naturales en la Patagonia



Las alteraciones más importantes del ambiente patagónico llevadas a cabo por el hombre comenzaron
hace menos de un siglo y, en la actualidad, cubren toda la región. Casi la totalidad del
territorio está en manos privadas (menos del 1% es propiedad del Estado) y dedicada a actividades
ganaderas, en su gran mayoría. Si bien hay algunas iniciativas privadas tendientes a promover
usos sustentables de los recursos o la conservación de especies y hábitat, las regulaciones
ambientales en propiedades privadas son de difícil implementación. Más aún, en muchos as
pectos existen groseros vacíos reglamentarios en cuanto al uso y la conservación de los recursos.
La mayor parte de los productores agropecuarios toman sus decisiones sobre la base de resultados
económicos de corto plazo sin los debidos análisis del impacto ambiental de sus decisiones
o sin planes sustentables a largo plazo. En países como la Argentina, donde la implementación
efectiva de políticas ambientales por parte del Estado enfrenta serias restricciones económicas,
políticas y sociales, es urgente sintonizar la conservación y la protección del ambiente
con las necesidades de manejo y la sustentabilidad económica y social de los establecimientos
productivos. El desarrollo de sistemas de producción sustentables aparece como la única alternativa
para asegurar tanto la preservación de especies y ecosistemas naturales como la provisión
de servicios ecosistémicos básicos. En la medida en que se logren acoplar intereses productivos
y ambientales, podrán superarse las limitaciones en el accionar del sector público.
La capacidad económica y financiera de las explotaciones es clave para instrumentar manejos
de restauración y producción. Por ejemplo, en el distrito Occidental en la provincia de Chubut,
alrededor del 80% de las explotaciones tienen un tamaño menor a la unidad económica –tamaño
que permite la subsistencia de una familia– (Aguiar y Román, inédito). En otras palabras, hay
un número importante de familias con una dotación de recursos naturales que no alcanza a cubrir
sus requerimientos. Mantener a estas familias en sus explotaciones, asegurarles una vida
digna y lograr un manejo racional de los recursos es un enorme desafío. Claramente la actividad
ganadera no puede ser la única entrada económica de estas familias y, en la medida en que
la sociedad exija proteger y conservar la estepa, será necesario dotar a estas unidades económicas
de los recursos económicos y financieros (además del conocimiento) para afrontar el cambio.
La lógica del mercado determina que el único camino es el abandono de esos territorios y
la concentración de la propiedad. Esto trae aparejados serios perjuicios sociales (tales como la
migración de la población rural a los centros urbanos y la consecuente desaparición de las comunidades
rurales, el aumento de la marginalidad, la pérdida de los valores culturales, etc.). Por
otro lado, no existen garantías de que empresas con superficies mayores a la unidad económica
(que, actualmente, ocupan alrededor del 65% de la superficie del área estudiada) sean capaces
de implementar a largo plazo un manejo en el que se utilicen complementariamente criterios
biofísicos y económicos para el manejo de los recursos naturales. Las claves para el desarrollo
de los sistemas sustentables en las estepas patagónicas involucran: a) un mejor conocimiento de
la estructura y el funcionamiento de sus poblaciones (nativas e invasoras) y ecosistemas; b) la
comprensión de sus respuestas al pastoreo y a la creciente variabilidad climática y c) la articulación
de esta información en políticas que promuevan de manera activa la complementariedad
entre la explotación y la conservación de los recursos naturales. El Estado tiene, pues, un rol importante
no sólo para promover el conocimiento y su difusión, sino también para generar marcos
regulatorios y de control que impongan restricciones a las decisiones basadas exclusivamente
en el costo-beneficio económico.



3 comentarios:

Anónimo dijo...

esto no esta mal se los recomiendo

sandra dijo...

me parece que lo mas importante es que mas y mas gente, nos enteremos de cosas que están pasando en el planeta, como estas.

sandra avila dijo...

en verdad hay muchísimas formas de poder tener un progreso tecnológico o social o "económico" sin pasar por encima del medio ambiente.
el problema es que sabemos muy poco de las cosas.